domingo 25 de septiembre de 2022    | Muy nuboso 22.6ºc | General Roca, Rio Negro
10/08/2022

Puede pasar: anulan sentencia dictada por tres juezas por “falta de perspectiva de género”

Puede pasar: anulan sentencia dictada por tres juezas por “falta de perspectiva de género”

Un tribunal de impugnación anuló una sentencia por “contradictoria” y carente de perspectiva de género, ordenando la realización de un nuevo juicio contra un acusado de violación. El fallo original había sido dictado por tres juezas. Se trata de uno de los casos más complejos que tiene que resolver la justicia neuquina, por una larga cadena de apelaciones, impugnaciones y anulaciones que llegaron al Tribunal Superior de Justicia. El tema de fondo sigue sin resolverse.

Andrés Villar, de 46 años, está acusado en dos causas distintas de violación agravada de dos menores de edad, hijas de su ex pareja, entre abril de 2014 y febrero de 2018. Ambas causas entraron en un camino inexplicable de valoraciones contrapuestas, impugnaciones y nuevos juicios. En el primer juicio, Villar fue condenado a 10 años de prisión; luego tomó de rehén a su propio abogado para exigir nuevas pericias. Pocas semanas después, el tribunal de impugnación anuló la sentencia. Intervino entonces el Superior Tribunal de Justicia, que revirtió la situación pero ordenó una nueva sentencia. Esa causa sigue abierta.

El segundo caso sigue un recorrido similar: el 22 de abril, el tribunal de juicio de Zapala, integrado por juezas lo absolvió por entender que la parte acusadora había caído en contradicciones de fechas y lugares importantes. Y asumieron los argumentos de la defensa, en el sentido de que los días y lugares en que se apuntaba que ocurrieron los hechos, Villar no se encontraba en el lugar.

Pero ahora el Tribunal de Impugnación volvió a anular una sentencia, justamente por no valorar el testimonio de la víctima y de otros testigos, y por falta de “perspectiva de género”. Para el voto mayoritario que conformaron Florencia Martini y Fernando Zvilling, “el fallo resulta contradictorio, ya que el testimonio de la víctima es valorado como verdadero y corroborado por los testimonios de otros testigos y sin embargo se resuelve en contrario por un defecto en las fechas y lugares presentados por la fiscalía y la querella”. Aseguraron que “la valoración del testimonio de la víctima durante el juicio careció de perspectiva de género y en la resolución se ven afectados sus derechos”.

En cambio, Andrés Repetto consideró que el fallo de primera instancia “se encuentra adecuadamente fundado”. Consideró que el error de la acusación con respecto a las fechas “fueron efectivamente rebatidos por la defensa y que si los hechos ocurrieron en otra fecha u otro lugar, eso no tuvo oportunidad de ser defendido, ya que no fue planteado de ese modo por la fiscalía o la querella en sus alegatos de cierre, por lo que correspondería rechazar el pedido de impugnación”.

Mientras todo esto ocurre, Villar continúa entre rejas porque fue condenado a seis años y seis meses de prisión por mantener secuestrado a su defensor oficial, Pablo Méndez, en reclamo de nuevas pericias. Durante 11 horas de tensión e intensas negociaciones, lo tuvo atado en una silla de su oficina, mientras el fiscal general José Gerez cerraba un acuerdo que fue cuestionado por muchos sectores.

 

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me es indiferente 0%
Me da vergüenza 0%
Me enorgullece 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias