domingo 19 de septiembre de 2021    | Algo de nubes 12.5ºc | General Roca, Rio Negro
27/07/2021

Domingo: “El gobierno nacional aplica el método del látigo y la billetera con las provincias y los municipios”

Domingo: “El gobierno nacional aplica el método del látigo y la billetera con las provincias y los municipios”

Así lo consideró el candidato a diputado nacional de Juntos Somos Río Negro, Agustín Domingo, en una charla con El Cordillerano. Habló del rol del partido al que representa en el Congreso, de su posicionamiento y hasta de su ideología.

El Cordillerano: - ¿Cómo transita sus primeras horas como candidato?

Agustín Domingo: - Muy orgulloso y con una enorme responsabilidad por haber sido designado. Fue un proceso de diálogo donde varios representantes de Juntos habíamos manifestado la intención. Orgulloso de una generación nueva de dirigentes que tenemos la misma mirada y objetivo de defender los intereses de Río Negro y luchar por una provincia que promueva el crecimiento económico, la generación de empleo en cada una de sus economías regionales. Una provincia muy apalancada en la actividad económica. Esos son los valores que vamos a defender en el Congreso Nacional y que compartimos todos los que estamos en Juntos, tanto los que han surgido de la cuestión provincial como de las diferentes gestiones municipales. Es muy importante aumentar la participación en el Congreso para defender los intereses de nuestra provincia, promover las reformas necesarias para generar las condiciones de mayor crecimiento y mejor calidad de vida para todos los rionegrinos. Muy conforme de que haya sido una decisión del consenso y no como en otros partidos, donde pareciera que las definiciones se toman en Buenos Aires.

E.C.: - En algún momento se habló de la fórmula al revés, ¿Es cierto que usted no quería ser segundo de Ibero?

A.D.: - No, todo lo contrario. Yo lo hablé internamente y no tenía ningún inconveniente en ir segundo en la fórmula. Mi intención era participar. Si hacemos una buena elección tal vez logremos las dos bancas. No es casualidad que nuestros perfiles, el de Mercedes Ibero orientado a la salud y el mío a economía, que son los temas que están en la agenda y en la preocupación de todos los rionegrinos. A medida que vamos saliendo de la pandemia, que se ve la luz al final del túnel, que el plan de vacunación anda a buen ritmo y vamos de tener la circulación del virus, los problemas afloran, agravados desde mucho antes. Las discusiones de los grandes temas requieren de un conocimiento económico y eso es lo que puedo aportar a la discusión en el Congreso.

E.C.: - Hablaba de reformas necesarias, ¿Cuáles considera que son? ¿Cuál será su impronta?

A.D.: - En primer lugar, defender un mayor federalismo porque se ha ido a contramano. Los gobiernos nacionales dicen ser federales, pero en realidad es todo lo contrario, hay menos distribución de recursos en forma automática. El gasto lo deben decidir las provincias y los municipios, en función del acercamiento que tienen con los vecinos, mientras que el gobierno nacional debe encargarse de las grandes obras de infraestructura. Pero el gobierno nacional se ocupa de venir con programas para barrios, y no debe encargarse de eso. Aplican el método del látigo y la billetera, con las provincias y los municipios. Eso no es federalismo, más bien todo lo contrario. Después, están los otros grandes temas que discutir que entendemos que los grandes partidos no lo hacen, porque tiene la mirada en la grieta. Son temas que permitirán fundar las bases de la estabilidad y el crecimiento, que permitan inversiones a largo plazo, para generar el círculo virtuoso, con reglas del juego claras. Que haya créditos para el consumo y las inversiones, que se genere mayor empleo formal, que se baje la pobreza, que haya menos demanda de planes sociales al Estado y que esto redunde en mejor calidad de vida de toda la población. Tenemos una visión desarrollista, queremos este modelo productivo, y no el modelo asistencialista que se define en Buenos Aires, pensando en los bolsones de pobreza del conurbano bonaerense.

E.C.: - ¿Cuál es el adversario a vencer en estas elecciones legislativas?

A.D.: - No hay rival a vencer, tenemos que convencer a aquellos que nos eligen en las elecciones provinciales, que las hemos ganado todas nosotros, que los mismos intereses que defendemos en la provincia, los defenderemos en el Congreso. Convencer a quienes confían en nosotros, que es importante aumentar nuestra representación en el Congreso. Hay que convencer a toda la ciudadanía, de que nuestra propuesta es en defensa de los derechos de los rionegrinos y en su beneficio. Nosotros estamos en contra de los dos grandes partidos a nivel nacional, que lo único que han generado es división y no resolvieron solucionar los problemas que tanto nos aquejan.

E.C.: - Sin embargo, desde Cambiemos los acusan de ser socios del Frente de Todos, por los votos de Weretilneck y Di Giacomo en el Congreso…

A.D.: - Son chicanas políticas. Basta revisar las distintas leyes para ver que eso no es cierto. En algunas cosas se ha votado en contra del oficialismo y en otros se ha discutido, cosas que los bloques mayoritarios no hacen. Y se han logrado cambios significativos, como cuando se votaron mayores facultades para el presidente en el manejo de la pandemia. Nosotros pedíamos más facultades para gobernadores y los intendentes y se incluyó. Hemos sido escuchados. Ese es el juego sano de la democracia en el Congreso. Estamos abiertos al diálogo, que se abra el debate en defensa del federalismo y de los intereses de Río Negro, que es lo que han hecho Luis Di Giácomo y Alberto Weretilneck. Las demás, son chicanas sin asidero.

E.C.: - ¿Se puede decir que usted es el candidato de Weretilneck y que Ibero es de Arabela?

A.D.: - No, no. Esta es una elección nacional, no está en juego la gestión provincial, sino cuál es el rol que van a cumplir los representantes de nuestro partido en el Congreso. Y en ese sentido, está clarísimo el liderazgo político de Alberto Weretilneck, del proyecto en general. No me parece que haya que dividir. Lo mismo Mercedes. Somos todos, como dice León Gieco, “Salieris de Alberto y le robamos melodías a él”. Mercedes también surgió del gobierno de Alberto, primero como directora del hospital de Bariloche y ahora como viceministra de Salud, que es el cargo que ocupa.

E.C.: -¿Usted se considera un dirigente nuevo dentro de la política?

A.D.: - Siempre me interesó la función pública. No bien terminé la carrera de contador público en La Plata, empecé con una práctica rentada en el Ministerio de Economía en la Provincia de Buenos Aires y paralelo a eso, hice una Maestría en Finanzas Públicas, porque siempre me gustó. En los 80 todas las noticias eran la bolsa, el dólar, nos atormentaban con eso. Y creo que por eso estudié Ciencias Económicas. Tuve un breve paso por el sector público y luego 15 años en multinacionales en el sector privado, quería saber cómo era estar del otro lado del mostrador. Cuando volví a Río Negro, estuve a cargo de la Agencia de Recaudación Tributaria y no había hecho política. Empecé ahí y con el Ministerio de Economía en 2017, cuando me convocó Alberto. Ahí empecé muy seducido por este proyecto político que armó Alberto y me empecé a interiorizar más por las políticas. A partir de esto me empecé a interesar en roles como el de diputado nacional, que no se me había ocurrido, pero a partir de la militancia en Juntos y de ver la importancia de estos temas que siguen irresueltos, es que se pueden resolver desde estos espacios. Es el momento y es la hora de involucrarme.

E.C.: -Dijo que no se imaginaba querer ser diputado, en algún momento sonó como candidato a intendente de Bariloche. ¿Ya descartó esa posibilidad?

A.D.: - Ahora pienso en la candidatura a diputado. En 2019 Gustavo Gennuso no había manifestado sus intenciones de ser reelecto y este bichito que nos picó con la militancia y el entusiasmo que nos generó el liderazgo de Alberto, hizo que yo haya manifestado mi interés, pero no estoy pensando en eso por ahora.

E.C.: - ¿Entonces no va a ser candidato a intendente en 2023?

A.D.: - Estamos en 2021, hablando de la candidatura a diputado nacional. Pueden pasar tantas cosas en dos años… Falta mucho. Mi energía está puesta en esta elección, hablar de 2023 no corresponde.

E.C.: - Tortoriello dijo que quería ser diputado para luego ser gobernador, ¿usted no querrá hacer lo mismo para ser intendente, no?

A.D.: - (Risas) No, yo quiero ser diputado para defender los intereses provinciales y en esto tengo puesta la energía ahora, y para eso estoy trabajando.

E.C.: - En aquel momento y ahora también quienes le bajan el precio, aseguran que usted no es popularmente conocido. ¿Lo cree así?

A.D.: - Sí, puede ser que mi persona no tenga un gran conocimiento. Pero para eso son las campañas, para difundir ideas y lo que pensamos. Yo creo que, en una campaña como esta, se vota mucho la propuesta del partido. Más allá de mi figura, sí se conoce lo que representa Juntos, el liderazgo de Alberto. Se conoce el gobierno provincial, la gestión de Arabela Carreras. La marca Juntos Somos Río Negro está bien posicionada y nosotros representamos eso: lo que Juntos quiere para el desarrollo de nuestra provincia. En ese sentido, me siento muy confiado y respaldado por todo el partido, por los 18 municipios, por el gobierno, por Weretilneck y por Di Giácomo. Eso está en juego, es lo que se va a elegir en las elecciones de este año.

E.C.: - ¿Y dónde se ubica ideológicamente?

A.D.: - Yo soy rionegrino, me ubico más cerca del río Negro. Mi forma de pensar es el modelo de desarrollo de hacer lo que se deba para afrontar el crecimiento del sector privado, de la economía, del empleo formal. Río Negro es una provincia con una matriz productiva muy diversificada, pero con una característica común, que es que todas las actividades productivas requieren de inversiones de largo plazo para llevarlas adelante. Nosotros vivimos muy poco del asistencialismo del Estado, entonces defendemos un Estado que debe acompañar el crecimiento del sector privado. Pero la clave que es crezca el empleo y la economía, esa es mi concepción del Estado y del privado en el crecimiento de la sociedad.

E.C.: - Ahora que dice esto, recuerdo que de sectores gremiales lo criticaron y lo vincularon al PRO, cuando usted dijo que la doble indemnización destruye el empleo, ¿sigue pensando lo mismo?

A.D.: - Yo no estoy a favor de estos encasillamientos de acuerdo a lo que uno opina. Esas trabas ideológicas de no poder discutir estos temas no son buenas. Esa opinión sobre la doble indemnización, es sobre las leyes laborales en general. Es así, está absolutamente probado y cuando vos ponés más trabas a través de las leyes laborales, los empresarios tienen menos tendencia a contratar personal. Son medidas que desalientan o desincentivan, y esto no es de izquierda, de derecha, del Peronismo o del PRO, sino de sentido común. Es algo que hay que discutir, si pretendemos la creación de empleo genuino. Son medidas que se toman, queriendo tapar el sol con la mano. Son medidas voluntaristas, que las toman preocupados por los trabajadores, pero son un tiro en el pie. Protegen a quienes tienen un empleo, pero no a quien está desempleado. No es una medida en defensa del pueblo ni progresista, es un 'engaña pichanga'. Voy a estar siempre en contra de esas medidas, porque son medidas en contra del bienestar de aquellos que quieren progresar en la vida.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me es indiferente 0%
Me da vergüenza 0%
Me enorgullece 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias