24/08/2021

Roca: ¿Qué se sabe hasta ahora del secuestro de la niña de 11 años?

Roca: ¿Qué se sabe hasta ahora del secuestro de la niña de 11 años?

Una familia roquense sufrió un angustiante momento cuando su niña de 11 años fue subida a una traffic por la fuerza y estuvo desaparecida unas horas. El hecho ocurrió en el norte de la ciudad y la niña apareció en estado de shock por sus propios medios dos horas más tarde. Sergio, el padre de Valentina, habló con ANRoca y contó cómo sucedió todo: desde la desaparición hasta la indiferencia de los oficiales cuando acudieron a ampliar la denuncia. 

“Fue el miércoles pasado cerca de las 6 de tarde, Valentina fue a comprar un mapa a media cuadra a un negocio”, comenzó Sergio. “Cuando con mi señora nos percatamos que habían pasado 20 minutos y la nena no volvía salió a ver si estaba jugando afuera pero la nena no estaba. Entonces yo salgo en mi camioneta a recorrer, a ver si alguien la había visto, pero supuestamente no había pasado a ningún negocio a comprar”, contó. 

“Mi señora dio aviso a la policía, se acercó un solo móvil y el resto fue toda gente del barrio, conocidos y gente que no sabemos quién es pero se acercó a ayudar en la búsqueda”, explicó. 

“Pasaron alrededor de dos horas, ocho y media de la noche, alguien nos avisa que vio a Valentina por calle San Juan y Evita caminando sola en estado de shock”, relató el padre. “En ese momento yo había llegado a casa, le aviso al Comisario de la 21 que justo estaba acá en casa con nosotros y salgo en seguida por calle San Juan a recorrer”, agregó. 

“Voy despacio hasta Tucumán, no la veo a la nena, no la encuentro. Sigo dandole por San Juan y cuando llego a la Alsina se me apaga el teléfono asique se me da por ir a la casa de mi mamá que está ahí cerca para cargarlo y ver si algún oficial había encontrado a la nena. Cuando llegó allá, estaba toda mi familia ahí esperando desesperada, habrán pasado 5 o 10 minutos y llega mi sobrino de 9 años a los gritos diciendo que la nena venía en la esquina”, relató Sergio. 

El padre cuenta que vió a su hija acercarse caminando sola, en estado de shock, llorando mucho y que cuando la revisaron notaron que tenía un golpe en la zona trasera de la cabeza. “Me dijo que la habían agarrado dos sujetos, la habían golpeado desde atrás y la habían subido a una camioneta gris”, contó Sergio. 

Inmediatamente, la familia dio aviso a la policía y se acercó a la Comisaría N°21 a radicar la denuncia e iniciar los procedimientos médicos correspondientes a este tipo de casos. Pero además, la llevaron al Hospital Francisco López Lima para que también la asistieran. 

“El Comisario Riffo nos toma la denuncia. La revisaron los médicos porque supuestamente la denuncia había pasado rápidamente a fiscalía, vino un médico con un oficial para revisar si presentaba signos de violación o de haber sido inyectada con algo. Pero solo tenía el golpe en la cabeza, un raspón en la rodilla, pero fuera de eso se encontraba bien de salud”, explicó. 

“Más tranquilos en casa el día jueves, Valentina empieza a recordar algunas cosas. Que la camioneta era una traffic gris vidriada, bastante nueva”, comentó. “Dice que cuando la golpean a ella, abren la compuerta de atrás, la tiran adentro y se sube un sujeto con ella. Una persona delgada atrás con ella y ella lo que alcanza a ver es la cara del conductor cuando se giró a mirarla. Era una persona mayor de entre 50 y 60 años, robusto de pelo rojizo con barba rojiza, colorado de cara”, explicó Sergio. 

Según relató la misma Valentina, ella salió de su casa para comprar el mapa y cuando llegó al negocio vio que estaba la cortina cerrada. Entonces giró para volver a su hogar y vio que había dos hombres parados a unos metros de ella. Se asustó y decidió dar la vuelta a la manzana para no pasar donde estaban ellos. Después de caminar unos metros, la niña se agachó a atarse los cordones y ese fue el momento en el que los malvivientes aprovecharon para golpearla y tirarla dentro del vehículo.

La niña contó a su familia que el vehículo dio varias vueltas pero que ella no podía ver nada. Lo único que sentía era que los hombres hablaban bajito entre ellos. En un momento, la traffic frenó y los sujetos arrojaron a la pequeña en la zona del secundario de Barrio Nuevo, cerca de la canchita de La Bombonera.

“Ella dijo que se quedó unos segundos ahí que vio que la traffic seguía detenida, que la zona era oscura pero cuando miró al frente vio una calle con luces y empezó a caminar hacia allá. No vuelve para el lado de la Gavilán porque le dio miedo, entonces empezó a caminar hacia el lado del centro donde había más luces y más gente”, contó Sergio. “Pero del trayecto ese no se acuerda nada porque entró en estado de shock y recién vuelve a tomar conciencia cuando ve el cartel del mayorista y ahí se acuerda de la casa de la abuela, entonces empieza a caminar para allá”, agregó. 

Si bien la familia se encuentra junta y Valentina está a salvo. El terrible hecho todavía no termina porque el padre de la niña cuenta que la policía no estaría colaborando en la investigación y aún no han recibido información de ellos o de la fiscalía. 

“El tema de la policía fue bastante complicado, el Comisario Riffo que nos toma la denuncia nos dice que iban a revisar las cámaras de calle San Juan. Nosotros volvimos el día jueves con mi señora a ampliar la denuncia porque en el momento la nena no se acordaba de todo. Nos atendieron dos oficiales que nos dijeron que el Comisario no estaba, que las cámaras no las podían ver sin una orden y que no nos podían brindar información porque ellos no estaban cuando hicieron la denuncia. No me quisieron ampliar la denuncia y nos dijeron que fuéramos el sábado cuando vuelva el Comisario”, empezó a contar Sergio. 

“El sábado volvimos a ir con mi señora, nos dijeron que el Comisario Riffo estaba de recorrida en la calle, que no nos podía atender y que volviéramos más tarde. Nosotros sentimos que no teníamos apoyo de la policía. No se molestaron en montar un operativo urgente, hacer un control en las calles o revisar las cámaras. Nosotros sentimos que no les importaba”, declaró el padre preocupado. 

“Desde ese momento no quisimos ir más a la Comisaría. Habíamos contactado un abogado que nos asesore para ir a la Fiscalía porque no sabemos qué más hacer y esperamos que nos llame mañana”, contó Sergio. 

“Lo único que pudimos hacer de forma particular fue contactar a los comercios y pedirles que nos mostraran las cámaras. Lamentablemente, las cámaras enfocan el interior del local o la vereda”, explicó. 

“Nuestra intención ahora es hablar con la intendenta. Mañana vamos a hablar con los vecinos y hacer una nota firmada por todo los vecinos, dirigirnos al municipio y hacerle llegar nuestro reclamo. Queremos que se acerque al barrio, no es solo por el caso nuestro, somos lamentablemente un barrio que no cuenta con agua o luz. Somos un barrio abandonado. Nos han separado de Roca. Esto ya es tierra de nadie. Todos los días es frecuente el tema de los robos y la violencia”, declaró. 

“Por lo menos queremos hacérselo llegar a la intendenta y pedir que nos instalen un control, una caminera o un destacamento. La zona norte de Roca se amplió muchísimo en muy poco tiempo y lamentablemente necesitamos un destacamento”, contó. 

Además, el padre relató que a partir de la viralización de la denuncia otras familias se pusieron en contacto con él y se enteraron de casos similares. Sin embargo, al día de hoy agradece estar con su señora e hijos a salvo. 

“Esto puede haber terminado mucho peor, gracias a Dios pudimos encontrar a la nena”, concluyó.

¿Cuál es tu opinión sobre la nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me es indiferente 0%
Me da vergüenza 0%
Me enorgullece 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias